3 Actividades artísticas para estimular durante la adolescencia

Estrategias a tener en cuenta para un mundo tecnológico

actividades-artisticas-adolescentes

En un mundo donde la inmediatez y la digitalización pueden parecer imbatibles a la hora de querer introducir actividades artísticas en nuestra familia, nos animamos a buscar estratégicamente puntos de encuentro entre las competencias digitales y artísticas. ¿Podremos así abordar mejor una etapa tan desafiante como es la adolescencia?

La tecnología puede convertirse en aliada para incorporar expresiones visuales como la pintura o el dibujo

Que los primeros años de la infancia son fundamentales para desarrollar la creatividad o el conocimiento no es novedad para nadie. Dicho esto, no todas las familias logran estimular exitosamente expresiones artísticas durante este periodo.

Como consecuencia, no son pocos los padres que pueden sentir la tentación por tirar la toalla durante la pre adolescencia y/o la adolescencia, y más siendo estas etapas de plena rebeldía.

La buena noticia es que, aunque varíen los modos, las intensidades y el nivel de influencia que tenemos durante la etapa adolescente, aún estamos a tiempo de aportar mucho por nuestra familia y apalancar los intereses artísticos que puedan surgir en el hogar.

Actividades artísticas que podemos incorporar durante la adolescencia

Aquí van algunas sugerencias, aunque por supuesto no son las únicas:

Lectura

Aunque algunos adolescentes todavía puedan conectarse naturalmente con la lectura, también pueden desmotivarse o condicionarse fácilmente debido a la influencia y presión de su propio entorno social. Es una realidad que actualmente leer feeds e historias en redes sociales resulta mucho más popular que leer un libro, sea cual sea el formato.

Una forma de dialogar entre estos dos mundos bien podría ser utilizando cuentas de Instagram o TikTok con temáticas literarias. De esta manera, pueden relacionarse con la lectura desde un canal afín al mundo adolescente, y puede funcionar como un paso previo a la lectura propiamente dicha.

Dibujo y pintura

Nuevamente, la tecnología puede convertirse en aliada (y no amenaza) para incorporar expresiones visuales como lo son la pintura o el dibujo. Concretamente, dispositivos como el mouse óptico o el iPad/Tablet (con lápiz incluido), apoyándonos en aplicaciones y software específico, son formas inteligentes de introducirles en el mundo pictórico sin grandes sobresaltos.

Fotografía

Ya que actualmente vemos un caudal de fotos abrumador en todas las redes sociales y dispositivos gracias a las facilidades tecnológicas, ¿no sería también una buena oportunidad para aprender a mejorarlas, o incluso darles ese toque personal? Es mucha la cantidad de adolescentes que eligen expresarse a través de fotos no solo entre sus amigos sino también con sus propios familiares.

Sí, es cierto que los filtros de Instagram o Google Fotos pueden ser tan buenos que nos hacen dudar si realmente vale la pena la inversión de tiempo o dinero. Aun así, la fotografía es un arte que no puede jamás limitarse a un filtro, por mejor que sea, y actualmente existen carreras, cursos y videos accesibles y valiosísimos para investigar.

¿Por qué deberíamos molestarnos en insistir sobre las actividades artísticas?

Si bien no hay una razón para ponderarla sobre otras competencias, lo cierto es que, aun durante la adolescencia, el arte favorece:

  • Un mejor desarrollo de la personalidad. Las plataformas artísticas pueden desbloquear facetas de la personalidad inéditas para cualquier adolescente o bien les ayudan a propulsar y canalizar características previamente exploradas.
  • La creatividad. Aunque parezca obvio, la capacidad para resolver conflictos externos o internos no siempre puede apoyarse en las herramientas conocidas. Por lo tanto, las expresiones artísticas tienen mucho para aportar al pensamiento creativo y “fuera de la caja” tan fundamental para la etapa adolescente. Y, eventualmente, la adulta.
  • Un mayor involucramiento emocional. Con frecuencia notamos que un gran porcentaje de adolescentes vuelca y traduce situaciones o emociones mal procesadas en conductas nocivas. Estas puede ser excesos, agresividad, cambios de humor o incluso el mal desempeño escolar. En ese sentido, introducir actividades artísticas en sus vidas puede facilitarles la validación, indagación y enfrentamiento con sus propias emociones.
  • Un reforzamiento de los valores. Vivimos en un mundo globalizado, donde los valores han comenzado a mezclarse, ramificarse y confundirse significativamente. En este contexto, el arte le permite al adolescente distinguirlos mejor por su componente cultural. Entonces, poder visualizar qué valores provienen del seno familiar y cuáles no resulta beneficioso para el desarrollo individual. Y también para el legado familiar de las generaciones venideras.

Joaquín Sombielle

Licenciado en Psicología

Docente de piano y lenguaje musical